domingo, 20 de junio de 2010

Gimnasio mental

La pluma vuelve en ráfagas que me dejan estática-expectante, y cuando termina la epifanía solo me queda dolor en la mandíbula y vacio espacial. Toda destreza necesita ejercicio. Ante la inacción se atrofia el musculo que se esfuerza. En primera instancia se pone blando a merced de una quietud fofa y carente de novedad. Luego se ofende y se seca. Sin más venas ni latidos, sólo grietas.

17 comentarios:

Eme dijo...

Sin mas venas ni latidos*

besosdulces*

Soniaa dijo...

Muy bonito.

Rosa dijo...

Pues todo será cosa de empezar a ejercitarlo aunque duela, luego se agradece.

Besossss

Daniel dijo...

Me gustó mucho!!!

Un abrazo.
Dani..

Interrogante dijo...

Muy descriptivo, y fatalmente cierto... Me está pasando...

gabriel dijo...

palabras duras y heladas... que dejan ardiendo del golpe...

Esteban Porronett dijo...

Dale, dejá ke la pluma acaricie el papel... lo demás no importa un carajo, tiene ke ser hermoso todo de cualkier manera!
Muy copadas las publicaciones!!
Salute!

eliú dijo...

sólo grietas... eso mismo... toda destreza necesita ejercicio...

Lucía dijo...

Grietas que no dejan de filtrar talento.
Tanto tiempo , Sabri...

manu dijo...

Si, me pasa tan seguido que podría dar una cátedra. La posta postera, es irse a una plaza a tocar la guitarra, o subirse a un árbol y comer caramelos, o tener un anotador cerca cuando te estás por dormir.

Espero que la pluma se haga amiga en breve.

Un abrazo

martin k dijo...

como las heridas del aguijón perdido.

pura grieta donde hubo felicidad


.

Maru dijo...

Terminas de escribir algo es un alivio tan grato.... hasta que surge otro remolino de algo que quiere que vomites.

vudu dijo...

sabri, cada vez mejor vos !

.A dijo...

habra que empezar a reparar grietas.. no crees?

Roo.- dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Roo.- dijo...

Me hacía falta un poco de gimnasio mental. Me voy a colgar leyendo tus entradas como precalentamiento. Saludos!

~lU dijo...

muy bueno!
saludos!